Etiquetas

, , , , , , ,

Gato: Joven dama nocturna en ropa ligera y con maquillaje cargado. Deambula por distintos ambientes de moda en busca de caballeros con dinero que le hagan regalos bonitos y costosos. Se la denomina “gato” porque trepa.

La valiente sesentona Reina Reech en la nota donde cuenta su traumática experiencia.*

Es un tsunami de damas lagrimeantes en TV que denuncian supuestos abusos sufridos muchas veces hace décadas. Si andan distraídas, son capaces de denunciar hasta frente a cámaras de seguridad.

Sobre ellas revolotean bandadas de “neofeministas” dando por cierta cualquier acusación, presumiendo la culpabilidad del varón, ignorando la premisa básica de que en democracia «Siempre somos inocentes hasta que se pruebe lo contrario».
No he tenido noticias de un gran incremento de denuncias ante la Justicia
.

“Todos los habitantes de este suelo gozamos de un ‘estado de inocencia’, aún cuando registre algún proceso en trámite y cualquiera sea su progreso. (…) Todo imputado goza de ese “estado de inocencia” desde antes de iniciarse el proceso y durante todo el período conocitivo de éste. Ese estado no se destruye con la denuncia, el procesamiento o la acusación; se requiere una sentencia penal condenatoria pasada en autoridad de cosa juzgada.”  «Principio de inocencia y libertad ambulatoria en el proceso penal actual»

¿Cómo saber cuando un testigo está mintiendo? – LegalToday

La ex famosa cara bonita Aracelli González, que parecía haber superado muy bien el trauma ya que siempre se la vió radiante, rompe en llanto ahora a los 51 años cuando cuenta que a los 5 años un albañil la “manoseó mucho”. La variedad de experiencias es grande. Otra ex famosa, Reina Reech, de 60 años, contó que su difunto padrastro quiso abusar de ella hace 47 años.

Son chicas en las sombras de la farándula que necesitan ganarse la vida con las únicas herramientas que aprendieron a usar: su juventud y su mediocre carisma. Su estrategia fue llamada, simplemente, “colgarse del dolor ajeno”. No ahorran en bajezas con tal de ganar unos minutos más en la TV. Es comprensible, la necesidad tiene cara de hereje.

Thelma Fardín, 11* y 16* de diciembre de 2018.

Se lleva las palmas la actriz desocupada Thelma Fardín, de 26 años, quien denuncia haber sido violada por el ex galán J. D., hace 9 años. Logró que un grupo de actrices, el colectivo “Actrices Argentinas” montaran un show para brindarle su apoyo.

Serían sólo patéticas y risibles si no fuera porque exhibiendo obscenamente su vida privada y llamando “abuso”, “acoso” y “violación” a incidentes menores o inexistentes han logrado que buena parte de la población se tome en broma esas palabras;

y, muy probablemente, que las víctimas reales se retraigan al ver que, si denuncian su drama, todas las cámaras del país caerán sobre ellas, hurgando morbosamente en los detalles que tánto les cuesta exponer, en privado, ante la Justicia.
Tánto ha costado lograr una precaria atención al abuso doméstico y a los embarazos de niñas y adolescentes que este circo de mujeres blancas de clase media da ganas de vomitar.
Un argumento recurrente de estas miserables en las redes es su “miedo a salir solas de noche”. Las verdaderas víctimas no tienen medios ni permiso para salir de noche, todo ocurre puertas adentro.
Poco se hace para armar un proyecto nacional definitivo que las proteja realmente.
Nada piden estas mujeres por un proyecto de esa magnitud.

Argentina: Conmoción en una escuela de Jujuy que registra 30 alumnas embarazadas | 31 de octubre de 2018

¿Dónde sucede el abuso?

53 de los casos, en el hogar de la víctima.
18 de los casos, en la vivienda del agresor.
10 de los casos, en la casa de un familiar.

¿Cuál es la edad de las víctimas?

47 de las víctimas tiene entre 6 y 12 años.
28 de las víctimas tiene de 0 a 5 años.
25 de las víctimas tiene entre 13 y 17 años.

Un histórico periódico amarillista y muy popular, Crónica, les abre sus puertas a todas las damas mediáticas denunciantes.
En la entrada “Ya no estamos solas”, sobre Thelma Fardín, hubo 273 visitas y 1.000 likes.

En los comentarios podéis ver la opinión de lo que los medios llaman “la calle”. Parece ser que la realidad, como siempre, es bastante distinta de la fantasía que los medios pintan según su agenda del momento. Actualmente se han disfrazado de defensores de los derechos de la mujer. Al tiempo que decoran sus programas con entusiastas mujeres siliconadas  y apenas vestidas. Incluso las partenaires en los noticieros de la mañana son veinteañeras que hablan con vos aniñada y se visten como adolescentes de fiesta.
Van algunos ejemplos de comentarios:

Carlos Beto Borda Esa carita como diciendo te la mamo y después te denuncio

Nestor Villalba Como rompen los huevos la verdad me tienen las pelotas llenas
Mirta Ines Rodrigez Me parece que están cada día más solas, ya nadie les cree
Norma Lopez Lopez Antes ni sabía su nombre….ahora esta hasta en el pronóstico del tiempo. Basta Che y que decida la justicia
Liliana Pastor Muy valiente para denunciar pero poco valiente para darle una patada, arañazo o empujon a qien la estaba ¿violando??? 
Marcos Lopez 200 canales y solo veo Thelmas


Barbii Fuentealba Casla No es chistoso tengo hijos varones y si siguen asi van a salir con la cabeza hacia al piso para no incomodar a las trastornadas que todos les resulta abuso


El acoso callejero y el piropo se tipifican como contravención*

«Estaba en escalera mecánica del shopping y pasa un pibe al lado mío y me dice “qué linda que sos” les juro me quedé helada y cuando le contesté se me cagó de risa…posta me salió del alma putearlo sigo temblando en serio». El taller legal – Derecho en zapatillas


[Apoyada por Actrices Argentinas, Thelma Fardín denunció a J. D. por violación
El actor, que ya había sido denunciado por la actriz Calu Rivero por acoso, ahora fue acusado de violación por Thelma Fardín cuando trabajaban juntos en la tira de El Trece, “Patito Feo”. La joven, de ahora 26 años, tenía apenas 16 cuando ocurrió.
“No fue una sola compañera la que lo denunció, aunque sí fue la más visible la denuncia de Calu. En ese momento yo estaba viviendo afuera y eso me movilizó profundamente. Fue un proceso largo. Viajé a Nicaragua la semana pasada y ya está radicada la denuncia”.
Respondió personalmente las preguntas de los periodistas y las transcribimos a continuación: (aquí)

“Todos los habitantes de este suelo gozamos de un ‘estado de inocencia’, aún cuando registre algún proceso en trámite y cualquiera sea su progreso. (…) Todo imputado goza de ese “estado de inocencia” desde antes de iniciarse el proceso y durante todo el período conocitivo de éste. Ese estado no se destruye con la denuncia, el procesamiento o la acusación; se requiere una sentencia penal condenatoria pasada en autoridad de cosa juzgada.”  «Principio de inocencia y libertad ambulatoria en el proceso penal actual»

“El colectivo Actrices Argentinas, integrado por más de 400 mujeres, acompañó hoy la denuncia de Thelma Fardin contra el actor J. D., por haberla violado en 2009 en Nicaragua mientras filmaban una tira infantil, cuando ella tenía 16 años y él 45″: VÍDEO 11 dic. 2018


Juan Acosta, actor, uno de los pocos varones que se han animado a expresar su disidencia públicamente

[Opinó sobre la denuncia por abuso sexual de la actriz contra J. D. y aseguró que su relato le “genera dudas”.
“Estoy totalmente de acuerdo de que se denuncie al violador, pero hay que esperar que actúe la Justicia, porque si no estás adelantando una culpabilidad”, comenzó a decir en el ciclo radial “Falta de Respeto”, por Conexión Abierta.
Sobre el video que grabó la actriz para la conferencia de prensa, sostuvo: “Lo vi… No es que no lo creo, pero no puedo creerle en su manera de decirlo. Me genera dudas cómo lo dice, pero no la conozco, quizás es así ella. Lo veo muy teatral“.]
diarioshow.com/


[Hans Tomas:
“Como psicólogo observe bastante el video testimonio y hay elementos que llaman la atención hacia la duda.

Ayer hicieron un show no para denunciar al sector y gremio al que pertenecen, no escuche incriminado al Weinstein argentino sino a un actor y a la sociedad entera por lo que supuestamente hizo ese actor. Ya sólo eso remarca el sentido político del show mal copiado de Hollywood. Y sin hablar de los pañuelos (verdes, pro aborto) con cánticos incluidos. Pero volviendo al caso. Me resultó llamativo que el discurso de la víctima estuviera construido en los detalles más íntimos y dolorosos. Ofrecer ese material haciéndolo exclusivo de la declaración no es lo más habitual para un caso de esas características. Además uso frases cliché, supuestamente durante el transcurso del abuso, que difícilmente emergen en tales circunstancias, como “tus hijas tienen mi edad” la cual parece más propia de un guión de cine o extraída de otro lugar trillado. La forma en que fue grabado el video también indica claramente una puesta en escena, primeros planos en una habitación para generar intimidad con el espectador, primeros planos a sus ojos al quebrarse, luego alejamiento en los silencios. No digo que no haya existido vínculo sexual entre ellos y que si los hubiera D. no es un abusador sino que tengo dudas de que ese suceso haya ocurrido tal como fue relatado y expuesto. Haciendo un relato del trauma desde los detalles más íntimos y crudos que son los más difíciles de hacer emerger en ese tipo de conflicto. Tampoco se trató de una exposición distante al estilo catatónico en donde la víctima habla con frialdad emocional del suceso dando ese tipo de detalles. No, habló quebrada y emocionada no del abuso y de como se originó y lo que sintió sino siendo descriptiva con aquel material más recóndito y desalojado que son los detalles. Eso es llamativo. No lo convierten en falso ipso facto al relato pero tampoco en certeza.

No debemos olvidar que intentan sentar un precedente en donde la mera acusación de una mujer sea prueba suficiente para condenar, no ya mediáticamente sino, penalmente al acusado. Cuando eso ocurra van a activar una histeria colectiva en donde ese instrumento se use como arma vengativa, punitiva y de represalia amorosa como ya sucede en España.]

redmediterranea.net/


“Así es el vídeo de la actriz Thelma Fardín en el que denuncia a su abusador”


Thelma Fardín, en la realidad y en la ficción, llantos comparados:


Denunció que su marido la molió a golpes pero una cámara la delató